De sangre

                                                                                          .
Ante el fuego firmé el juramento.
La luna a mi lado y a orilla del mar
un rosario de estrellas.

Su piel fue encendiendo en mi boca 
la firma. No pudo omitir la humedad:
Confluí con las olas.

Y di curso legal a su cuerpo 
dispuesto a cumplir el contrato
besándole incluso las letras pequeñas.


Mauricio Escribano

Imagen Alenapetite
















                                                                                           .




No hay comentarios:

Publicar un comentario