Preferencias

                                                                                      .

Yo penetraba tus olores
buscaba en tus ojos componentes
veía que tus muslos luminosos
eran como lámparas
y fui frágil y permeable
a los delirios que importabas de tu boca.

Hoy es preciso continuar
hacer de esta quietud
un movimiento que nos salve del futuro.

Hay que sacarle filo
a las estrellas de esta noche
y pulir la lágrima lejana
hasta que brille.


Mauricio Escribano 

Imagen Aela Labbé

















                                                                                     .



No hay comentarios:

Publicar un comentario